¿Cómo se almacena la Kombucha después de la fermentación?

¿Cómo se almacena la Kombucha después de la fermentación?

¿Cómo se almacena la Kombucha después de la fermentación?

Es de ocurrencia general entre las personas que fermentan Kombucha en casa, que tienen problemas porque no saben cómo es que deben almacenar su kombucha por miedo a cometer un error cuando esto es algo en realidad muy fácil si se respetan ciertas estipulaciones ya que como al igual que como ocurre con cualquier otra bebida fermentada, la kombucha es algo que puede ser almacenado en diferentes tipos de materiales, especialmente en recipientes de plástico o de vidrio, sin duda es mejor tener recipientes de vidrio ya que estos conservan el sabor de la kombucha de una manera más pura y se pueden conservar de manera segura por un largo período de tiempo despues de ubicarlos en un ambiente refrigerado.

 

Pero la verdad es que también podemos utilizar recipientes de vidrio reciclados o recipientes plasticos como jarras en las que guardaremos nuestra Kombucha de manera óptima, más sin embargo, mucha gente prefiere que su kombucha tenga muchas burbujas y que se vea como una bebida carbonatada por lo que eligen recipientes con boca de botella para así incrementar la cantidad de burbujas y de espuma que genera la bebida.

Las bebidas que son carbonatadas captan la atención por la cantidad de burbujas en la bebida, la kombucha, al igual que la cerveza u otros fermentos, tiene estas burbujas que la hacen llamativa y que estan ahí gracias al proceso de fermentacion, y a quién no le gustan las burbujas en su bebida, a la mayoría de los kombucheros o fermentadores de otras cosas en sus fermentos les encanta, ya que añade más textura y más sabor al resultado final, se ve bien en su recipiente y simplemente añade un valor adicional a la bebida.

 

El gas natural encontrado en la Kombucha indica la presencia de la levadura viva, que contiene las vitaminas B de un modo totalmente biodisponible para el cuerpo, demasiado de estas burbujas puede ser algo que queramos lograr con nuestra fermentaciòn de Kombucha, pero también debemos de saber que debemos tener cuidado ya que esto puede convertir a nuestra Kombucha en un desastre potencial ya que pueden ocurrir géiseres y fugas que pueden hacer explotar las botellas porque tenemos una combinación incorrecta de factores, estos son los signos de una manera peligrosa para embotellar Kombucha:

 

  1. 1.Sonidos del gas intentando escapar mostrando que hay mucha presión en la botella.
  2. 2.También podemos ver las tapas que tienen daño y se ven estropeadas.

 

Lo bueno es que es bastante fácil el evitar un lío al embotellar Kombucha o cualquier bebida fermentada en la mayoría de las épocas del año, especialmente en las estaciones más frescas cuando hay poca carbonatación, pero a medida que las temperaturas aumentan, también aumenta la carbonatación ya que la levadura se vuelve más activa por el aumento de la temperatura, por eso debemos actuar con consideración ya que en estas épocas es más posible que ocurra un desastre por la constante presión en la botella de Kombucha si la botella esta cerrada de manera presurizada.

 

 

Ya que no es raro que suceda entre las personas que fermentan algún tipo de bebida sea cerveza, kombucha o hasta malta que experimentan ruidos fuertes que en un inicio son inexplicables, pero que después se puede ver que corresponden a alguna o algunas botellas que estallaron porque esta no era capaz de aguantar la presión por un largo período de tiempo.

 

Pueden ocurrir inconvenientes como estos, pero también puede que ocurran incidentes más peligrosos al ocurrir una explosión en la que un pedazo de vidrio pueda volar en dirección hacia nosotros, es algo bastante improbable, pero lo mejor ante todas estas situaciones, es el evitar de manera inteligente todos estos problemas al adelantarnos a ellos y tomar estas simples medidas:

  1.  
  2. -Guarda la Kombucha en la nevera en contacto con el aire y así después de media hora a 4 horas el gas en la Kombucha empezará a disiparse.
  3.  
  4. -Guarda la Kombucha en recipientes que tengan una salida de aire o una salida ancha, las botellas crean un ambiente en el que hay mucha presión debido a la naturaleza de la salida de la botella que genera un efecto de embudo.
  5.  
  6. -Guarda la Kombucha en recipientes plásticos como jarras o frascos más grandes y anchos.

 

Siguiendo estas indicaciones, nos aseguraremos de tener nuestra Kombucha almacenada de una manera segura que se puede conservar para nuestro consumo diario y para el almacenamiento para 1 año por lo menos para poder disfrutar nuestra Kombucha sin nungùn problema.

 

Y con eso vamos terminando con este post, espero que hayas podido aprender las distintas maneras correctas que existen para almacenar la Kombucha que has fermentando para poder disfrutarla a nuestro gusto; si quieres comentar, agregar o preguntar algo recuerda que puedes hacerlo en la secciòn de comentarios de abajo.

 

Ahora, por último quiero compartirte màs informaciòn para que puedas conocer como lidiar con el dìa a dìa de la fermentaciòn y del consumo de Kombucha casero para que puedas operar como todo un experto o una experta de esta bebida probiótica ancestral sin nigún problema.

¡Muchas Gracias por Leer!

¡Adiòs y Hasta Pronto!

Te gustó este post? Compártelo

Compartir
Compartir
Compartir
Compartir

Otros Posts...

Alguna duda o algo que agregar? Deja un comentario!

© Kombucheros.Net – 2018. El Portal Web Latino De La Kombucha